¿Pondrías tu piel a dieta? Te presentamos la tendencia de belleza que lo hace

Con la llegada de septiembre y la vuelta a la rutina, seguro que te has hecho una lista de nuevos objetivos. Ya sabes, hacer más deporte, cuidar qué comemos y, por qué no, poner tu piel a dieta. ¿Lo harías? Si es así, tienes que leer sobre el skin cycling. ¿Todavía no te suena? Tranquilo, en Max Center nos hemos propuesto darte todos los detalles de esta tendencia que apuesta por una rutina de cuidado facial sin excesos.

¿Qué es la skin cycling?

En concreto, hablamos de una forma de cuidar la piel de nuestra cara que ha defendido la dermatóloga Whitney Bowe. Ella se percató después de la pandemia que muchas personas utilizaban demasiados productos cosméticos o, al menos, no los precisos. El resultado era que nuestra piel presentaba problemas como el acné o la piel sensible, entre otros. Para combatirlos, esta experta apuesta por simplificar la rutina, si lo que leen. Puede que los mil productos que te aplicas a las mañanas y a las noches no son necesarios. ¿Lo has pensado alguna vez?

Dieta

¿Cómo puedes poner tu piel a dieta? El paso a paso

Este ritual de cuidado consta de cuatro pasos que hay que repartirlos en cuatro noches. De esta manera, conseguiremos recuperar y regenerar nuestra piel. ¡Comenzamos!

Noche 1: nuestro objetivo será exfoliarnos la piel para limpiar los poros y eliminar las células muertas. Empezaremos con una limpieza facial suave y secar la piel. Luego tendremos que utilizar un exfoliante químico sin aclarado que incluya ácidos alfa o betahidroxiácidos. No podemos olvidarnos de nuestra crema hidratante. ¡Ese paso nunca falla!

Noche 2: En la segunda noche, es hora de aplicarnos el retinol, la células que nos ayudan a renovar las células de la piel. Y algo muy importante es no abusar de la cantidad de producto. ¡Que no se te olvide! Si no sabes cuándo debes echarte, te lo contamos: una dosis del tamaño de un guisante para toda la cara es suficiente.

Noche 3 y 4: Ahora está chupado porque después de haberte limpiado la cara y echado el retinol, solo tendrás que limpiar tu piel de nuevo y echarte crema. ¡Y listo!

Las ventajas de poner tu piel a dieta

  • El rostro se recupera
  • Podrás lucir la mejor versión de tu piel
  • Es un tratamiento muy fácil

Las desventajas de poner tu piel a dieta

  • No todas las pieles se adaptan bien a los exfoliantes y al retinol.
  • Lentitud a la hora de ver efectos

Ahora bien, tú decides. ¿Pondrías tu piel facial a dieta?

Publicación
28 septiembre 2022
Categorías
Belleza

Todo lo que necesitas en un solo espacio